Día de compras | Buscando la economía

¡Hola amigos! ♥

Fuente

Estos últimos días han sido algo agotadores, entre el calor que pasamos, las pocas horas de sueño y la lentitud del internet, tienen mi cuerpo cansado. A pesar de todo hago mi mayor esfuerzo por ser constante en lo que hago, así esto represente reducir mis horarios de sueño.

Si, si. Se que dormir poco puede ocasionar problemas en la salud, pero ya tendré chance de darme unas vacaciones merecidas, durmiendo todo el día y con frío en el cuarto. ♥ Todavía me sorprendo que cosas tan simples sean algo tan inalcansable…

El día de ayer estuve trabajando hasta las 5:00 am y a las 7:30 desperté porque debíamos ir a Ciudad Ojeda a comprar algunos alimentos que hacian falta en casa. Mi hijo Enrique fue mi acompañante para esta ocasión.

No conozco la ciudad, pero ya varias personas me habían comentado que los precios de la comida eran mucho más economicos, lo que me motivaba aún más a ir y verlo con mis propios ojos. Si todo resultaba bien, este seria mi nueva rutina de compras.

Me habían dicho donde llegar y también algunos nombres, así que al bajar del transporte le pregunté a una señora que iba pasando donde estaban los supermercados. No tardé mucho en encontrar «El Lago», una pequeña distribuidora. Al entrar quede realmente sorprendida, los precios de los alimentos eran mucho más economicos. Tenían razón…

Solo por poner algunos ejemplos:

  • La harina de maíz precocida es vendida en 12.000bsS en la mayoría de los sitios, el costo era de 8.000bsS.
  • El kilo de azúcar está en 8.000bsS, en el sitio costaba 6.000bsS.
  • La pasta es vendida a 15.000 – 16.000bs, estaba en 10.000bsS el kilo.

Si sumamos todos los excedentes podríamos comprar mayor cantidad de productos. Estaba realmente contenta porque sabía que el dinero me rendiría mucho más, pero no compre en ese momento. A mi me gusta mucho el caminar y comparar precios, por lo que anote todo en una pequeña agenda y continué caminando para ver donde me convenía más.

Fuimos al siguiente supermecado llamado «Guali» y comenzamos a comprar algunas cosas que estaban más económicas que en el otro sitio. En el camino de regreso hablé con una señora, buscando que me comentará sitios para tener más opciones. Ella me comentó de uno llamado «Lara Burguer», quedaba al final de la siguiente calle.

Ahí estaba, con una cola de personas a las afueras. Nos quedamos haciendola una media hora para poder entrar, era un sitio pequeño por lo que no dejaban que pasaran muchos a la vez.  Cuando logramos entrar fue un gran asombro, resulta que los precios estaban aún más económicos.

  • 7.700bsS la harina de maíz.
  • 5.300bsS el azúcar.
  • 12.000bsS el aceite. En el otro sitio estaba en 15.000.
  • 7000bsS el arroz, el cual en la mayoría de los sitios estaba en 11.000 – 13.000bsS.

Compramos y salimos felices de ese lugar. La satisfacción era indescritible, pero al mismo tiempo me llene de una profunda indignación. ¿Por qué está la comida a un precio y en los demás lugares valor se duplica?¿Los altos costos son culpa de los mismos comerciantes?

En la mayoría de los casos es un gran SI. Se esta jugando con la necesidad de las personas, y como ahorita cuesta tanto el moverte a otros sitios para poder comparar precios, no te queda de otra que comprarlo caro. Yo la verdad prefiero continuar haciendo el sacrificio y viajando una media hora en carro para lograr economizar, no me dejo engañar más por estas personas… En resumidas cuentas, fue un día realmente satisfactorio. ♥

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *